Camerún CRS huérfanos niños vulnerables

CRS y la Diócesis de Batouri distribuyen comida y otras provisiones a más de 500 huérfanos y niños vulnerables, incluso a Beatrice (a la der.) y sus hermanos. Foto de Lane Hartill/CRS

 

Camerún, un país rico en petróleo de África Central, ubicado en el Golfo de Guinea, muy seguido es descrito como “África en Microcosmo”.

El país es rico en recursos naturales y tiene un gran potencial en agricultura, manufactura y en industrias de extracción. No obstante, la incesante corrupción, y el cambiante sistema político han provocado que los habitantes del país continúen en la pobreza.

Los sistemas y estructura social que promueven la inequidad han frustrado el acceso de los ciudadanos a los ricos del país. Casi la mitad de la población de Camerún vive con menos de $2 diarios. Con una tasa nacional de prevalencia del 4.27 por ciento, el VIH y SIDA aún complican muchos problemas de salud.

Camerún es uno de los países africanos con mayor diversidad étnica con más de 250 grupos actualmente, cada uno con sus propias costumbres y estructura social. Los políticos frecuentemente explotan estas diversidades, acareando conflictos esporádicos y desconfianza latente entre los grupos.

Historia de CRS en Camerún

Catholic Relief Services adapta su programación a las circunstancias cambiantes del país y a las necesidades de la población de Camerún. Nuestros primeros programas comenzaron en este país en 1961.

CRS empezó trabajando en Camerún primordialmente para reducir la tasa de mortalidad de niños menores de 5 años. Nuestro trabajo después se modificó para mejorar la cadena de alimentos en la región noreste del país donde había hambruna debido a la sequía.

Después, CRS se movió hacia regulaciones, salud y VIH. Nuestro enfoque principal radica en ayudar a refugiados, niños huérfanos y vulnerables y salud comunitaria, incluyendo agua y sanidad.