Respuesta de CRS al huracán Matthew en el Caribe

 

Actualizado el 6 de octubre, 2016; 3 p.m. hora este

La cifra oficial de muertos en Haití tras el huracán Matthew ya sobrepasó las 100 personas. El personal de Catholic Relief Services (CRS) llegó a la región suroeste del país que fue muy afectada y se dirigen a ayudar a los miles de afectados por esta gran tormenta.

El personal de CRS que estuvo en Les Cayes durante la tormenta, está ensamblando kits de higiene, de artículos de cocina y suministros de refugio para su distribución en esta ciudad tan afectada. Nuestros colegas informan que muchas casas están sin techo y los que están cerca del mar están totalmente destruidos.

La fuertes lluvias de Matthew y la marejada impulsada por el viento era de más de casi un metro (3 pies) de profundidad en muchas partes de la ciudad, inundó los hogares. La gente comienza a regresar a los mercados en busca de comida e intentando secar ropa y otros artículos para el hogar, aún cuando la lluvia no ha cesado.

En la República Dominicana y otros países cercanos, los miembros del personal de CRS preparando materiales de construcción – como lonas para refugio temporal – que serán llevados a la región suroeste de Haití tan pronto como se reanude el transporte. Se espera que los vuelos recomiencen pronto, mientras que el tráfico terrestre espera la reconstrucción de un puente que fue deslavado por las inundaciones.

¡Agradecemos tu interés, oraciones, pero sobre todo tu cooperación! Tú puedes encender una vela en nuestra capilla virtual para orar por aquellos en la trayectoria de la tormenta, o donar a nuestro fondo general de emergencia.

===========================================================

Actualizado el 5 de octubre, 2016; 1 p.m. hora este

Los primeros informes sobre la llegada del Huracán Mateo en Haití desde la oficina de CRS en Les Cayes indican graves daños por el viento y el agua. También existe el temor de  pérdida de cultivos y reservas de alimentos, no sólo en Les Cayes – un importante proveedor para Haití – sino también en las montañas alrededor de Puerto Príncipe, donde la tormenta causó fuertes vientos.

Les Cayes está localizada en la costa suroeste de Haití, donde Matthew tocó tierra primero, con de más de 225 km. por hora (140 millas por hora) y lluvias torrenciales.

CRS ha estado presente por muchos años en Les Cayes y nuestro personal permaneció ahí durante la tormenta y ahora están haciendo las reparaciones necesarias a la oficina de operaciones – el techo y el generador – mientras tanto, otros miembros del personal se dirigen hacia la ciudad y sus alrededores para ver cuales son las necesidades de los residentes de la zona.

Si los suministros para emergencias de CRS como mantas, artículos de higiene, kits de cocina – sobrevivieron a la tormenta intactos, entonces estos serán distribuidos a las áreas más afectadas.

CRS también está listo con distribuciones en efectivo para ayudar a los afectados a superar estos próximos días y semanas, mientras que los mercados de la zona vuelven a abrir sus puertas.

Sin embargo, los informes de daños a los cultivos y la pérdida de alimentos almacenados significan que los precios pueden subir a corto plazo, mientras que el impacto de este huracán podría afectar el suministro de alimentos en la región y en todo el país, en años futuros.

¡Agradecemos tu interés, oraciones, pero sobre todo tu cooperación! Tú puedes encender una vela en nuestra capilla virtual para orar por aquellos en la trayectoria de la tormenta, o donar a nuestro fondo general de emergencia.

===========================================================

Actualizado el 4 de octubre, 2016; 12 p.m. hora este

El personal de Catholic Relief Services (CRS) en Les Cayes, Haití, reporta inundaciones por las fuertes lluvias y árboles derribados por los fuertes vientos cuando el huracán Matthew tocó tierra.

“Uno de los mayores problemas es que la infraestructura no es capaz de soportar tanta lluvia en baja elevaciones, alrededor de Les Cayes,” dijo Chris Bessey, representante de CRS con sede en Puerto Príncipe.

Antes que la tormenta tocara tierra, ingenieros de CRS fueron enviados a las oficinas en Les Cayes, Jacmel Jeremie y ciudades en la parte suroeste de Haití, mismas que están directamente en la ruta de Matthew – y están en espera para evaluar el daño estructural e iniciar las reparaciones necesarias. Dependiendo de la extensión del daño, parte de la respuesta de CRS podría incluir albergues y distribución de materiales de refugio como lonas temporales.

 

Bessey destacó el peligro que representan los árboles caídos o a punto de derrumbarse y los escombros, como lose techos de los edificios que fueron arrancados por los fuertes vientos.

“Es probable que la tormenta afecte el acceso a los suministros y servicios, y muchas personas corren el riesgo de perder sus reservas de alimentos”, agregó.

En Puerto Príncipe, las inundaciones debido a las fuertes lluvias y la marejada en esta ciudad representan el mayor peligro, debido a las numerosas laderas y barrancos y poca infraestructura de drenaje.

Esto podría retrasar los esfuerzos de recuperación y reconstrucción que se han llevado a cabo desde el terremoto del 2010.  Bessey señaló un proyecto con duración de un año, la construcción de una carretera para una comunidad muy necesitada que ha tenido que utilizar un camino estrecho a través de un barranco para llegar a los mercados y negocios cercanos.

“Hay una alta probabilidad de que habrá daño a nuestro actual progreso, lo que retrasará las cosas”, dijo. “Nuestra preocupación ahora es que vamos a perder el avance y la comunidad tendrá que esperar aún más.”

Tú puedes encender una vela en nuestra capilla virtual para orar por aquellos en la trayectoria de la tormenta, o donar a nuestro fondo general de emergencia. ¡Gracias por tu cooperación!

============================================================

Actualizado el 3 de octubre 2016, 1 p.m. hora este.

Jean Simon Ludger, miembro del personal de la oficina de CRS en Les Cayes, Haití informa que el tiempo todavía permanece en calma mientras que el huracán Mateo apunta hacia esta ciudad de 70.000 habitantes, con vientos de 130 mph y lluvias torrenciales que podrían llegar a ser medidos en pies, no en pulgadas debido a su gran tamaño.

CRS está trabajando con el gobierno local para inspeccionar refugios – en algunos casos que asegurando techos – y mudando a la gente dentro de ellos.

Sin embargo, Ludger expresó su preocupación por los muchas personas que en medio de la calma del tiempo, no entienden la gravedad de este huracán y se niegan a movilizarse.

“Lo que me asusta es que hay muchas áreas frágiles donde las inundaciones repentinas y deslizamientos de tierra pueden ser un gran problema”, dijo. “Las personas viven en barrios marginales donde las casas no están bien construidas y pueden ser fácilmente arrasadas por las inundaciones y deslizamientos de tierra.”

Ludger es un especialista en agricultura, pero, al igual que todo el personal de CRSen Haití, ahora está trabajando para reducir los daños causados por este huracán de movimiento lento que se espera que toque tierra la noche del lunes.

============================================================

Actualizado el 3 de octubre 2016, 9:30 a.m. hora este.

Los equipos de CRS en Haití están preparados para responder a un desastre potencial a medida que el huracán Matthew, una tormenta de categoría 4, se espera que azote el suroeste de Haití y Jamaica hoy, lunes. Según los pronósticos, las zonas del sur y, en la península del sur, serán las más afectadas, y hasta 63.5 centímetros (25 pulgadas) de lluvia en algunas áreas podrían resultar en inundaciones repentinas y deslizamientos de tierra mortales.

“La noche del sábado, un aguacero de 10 minutos dio lugar a inundaciones en Les Cayes. El huracán Matthew traerá mucho más, por no hablar de la oleada de la tormenta”, dijo Bassey.

El gobierno haitiano está instando a las familias vulnerables que viven en viviendas inadecuadas hechas de cartón o madera de desecho y techos de lámina para que se refugien en escuelas e iglesias. CRS está proporcionando el gas natural a algunas escuelas en Les Cayes para que funcionen como centros de evacuación.

El Dr. Fonie Pierre, que dirige la oficina de CRS en Les Cayes, dijo que muchas personas que viven cerca de las quebradas, donde hay un alto riesgo de deslizamientos de tierra, ya se encuentran en centros de evacuación del gobierno. Se advirtió, sin embargo, que esos centros a menudo no disponen de instalaciones adecuadas de sanitarios y que la comida se podría convertir rápidamente en un problema.

En estrecha coordinación con los centros de operaciones de emergencia del país y socios locales, entre ellos Cáritas Haití, los equipos de respuesta a emergencias de CRS están a la espera para evaluar rápidamente las necesidades y montar una respuesta inmediata en los países afectados.

Con una larga historia en Haití, CRS tiene una red sólida de recursos logísticos y humanos, en particular en Les Cayes, y está lista para trasladar personal y transportar y entregar artículos de ayuda.

Tan pronto como pase la tormenta, CRS está preparada para:

  • Reparar y proporcionar refugios de emergencia en las zonas más afectadas.
  • Proporcionar a los afectados en las ciudades capitales de Jeremie y Les Cayes dinero en efectivo para que puedan comprar suministros de ayuda muy necesarios.
  • Distribuir artículos de primera necesidad pre-posicionados, incluyendo agua embotellada, pastillas purificadoras de agua, mantas, lonas y tiendas de campaña y kits de cocina.

“El huracán Matthew será sólo el séptimo huracán de gran magnitud que afecta a Haití directamente, y [la ciudad de] Les Cayes y los departamentos del sur, y las personas valientes de aquí una vez más están asumiendo este tremendo desafío”, dijo Christopher Bassey, representante de CRS en Haití.

CRS ha trabajado en Haití desde 1954, en respuesta al huracán Hazel. En 2010, CRS respondió al fuerte terremoto de magnitud 7.8 que golpeó la capital del país, Puerto Príncipe, cobrando la vida de decenas de personas.

En Jamaica, nuestro socio, Rangers de St. Patrick, está siguiendo de cerca la trayectoria del huracán, y ha estado alertando a las comunidades vulnerables sobre su potencial impacto, talando árboles y limpiando drenajes para disminuir inundaciones. Los St. PatrickRangers, un club de jóvenes voluntarios, trabaja con organismos nacionales y locales para incrementar la capacidad del manejo de desastres en comunidades en situación de riesgo en Kingston.

Tú puedes encender una vela en nuestra capilla virtual para orar por aquellos en la trayectoria de la tormenta, o donar a nuestro fondo general de emergencia. ¡Gracias por tu cooperación!

RELATED

5 años después del super tifón Haiyan en Filipinas

Hace cinco años Haiyan cambió la vida miles de familias en filipinas. El 8 de... MORE

Huracán Willa afecta a México

El huracán Willa de categoría 3 ha tocado tierra en México trayendo fuer... MORE

La iglesia responde al terremoto y tsunami en indonesia

Un devastador terremoto de magnitud 7.5 azotó la isla de Sulawesi, en Indonesia... MORE

¿Buscas recursos para formación en la fe?

Utiliza nuestros materiales de Cuaresma gratuitos para parroquias y familias.