Devastadores Costos Humanos De Los Recortes Presupuestarios Propuestos Para La Ayuda Exterior

Devastadores Costos Humanos De Los Recortes Presupuestarios Propuestos Para La Ayuda Exterior

Para publicación inmediata 12 de marzo de 2018  

Antes del testimonio del secretario Tillerson acerca del presupuesto, organizaciones humanitarias de desarrollo y de salud global publican nuevos datos que demuestran los devastadores costos humanos de los recortes presupuestarios propuestos para la ayuda exterior 

Washington, DC – Mientras el Secretario de Estado Rex Tillerson se prepara para testificar sobre el presupuesto del gobierno, un grupo líder de organizaciones humanitarias de desarrollo y de salud global publica nuevos datos que demuestran cuán devastadores serían estos recortes propuestos para el presupuesto de ayuda exterior de los Estados Unidos para millones de personas en los países más pobres. 

El análisis realizó los siguientes hallazgos en el presupuesto propuesto: 

  • Los recortes de fondos propuestos para la salud materna e infantil podrían resultar en más de 135,000 muertes adicionales evitables y tratables de madres, recién nacidos y niños cada año. 
  • La eliminación de la ayuda alimentaria del Título II y la reducción del financiamiento de alimentos para casos de emergencia podrían reducir la ayuda alimentaria que salva las vidas de 20 millones de personas, que enfrentan emergencias, incluidos los refugiados sirios. 
  • La Iniciativa presidencial contra la malaria no comprará ni distribuirá más de 27 millones de mosquiteros para camas, lo que significa que más de 54 millones de personas correrían el riesgo de contraer malaria. Dos personas suelen dormir bajo un mismo mosquitero. 
  • Los recortes en los programas de agua y saneamiento significarían que más de 2 millones de personas no accederían a fuentes de agua seguras y sustentables, así como a los servicios de saneamiento que previenen el inicio y la propagación de enfermedades. 
  • Unos 13 millones de niños quedarían excluidos de los programas de nutrición, dejándolos vulnerables al retraso en el crecimiento. El retraso en el crecimiento los afectará por el resto de sus vidas, reduciendo su capacidad de ingresos y perjudicando las economías de sus países. 
  • Casi 5.3 millones de agricultores perderían el acceso a los programas que les están ayudando a salir de la pobreza, reduciendo así su dependencia de la ayuda alimentaria de emergencia. 
  • La pérdida de la ayuda alimentaria no urgente de “Alimentos para la Paz” (FFP, por su sigla en inglés) pondría fin a los programas que ahora ayudan a unos 8 millones de personas a salir del hambre y la inseguridad alimentaria, a medida que sus comunidades se vuelven más autosuficientes. 
  • La eliminación del Programa de Alimentación Escolar McGovern-Dole quitaría comidas y programas de higiene de casi 3 millones de niños en nueve países, aumentando la desnutrición y reduciendo la alfabetización. 

 Las organizaciones – Bread for the World (Pan para el mundo), Catholic Relief Services, CARE USA, International Rescue Committee (Comité Internacional de Rescate), InterAction, Mercy Corps, Oxfam América, PATH, Save the Children, The ONE Campaign (la Campaña ONE) y World Vision (Visión mundial) – pidieron al Congreso rechazar la solicitud del gobierno de reducciones drásticas en la ayuda exterior y en su lugar mantener los niveles actuales de financiamiento.  

A partir de su larga historia y amplia experiencia, estas ONG internacionales líderes, con sede en los Estados Unidos, han aprendido el beneficio de ayudar a las personas más pobres y vulnerables. Saben que a los Estados Unidos les interesa mantener estos programas de ayuda centrados en la pobreza, no solo porque al salvar vidas se genera buena voluntad hacia Estados Unidos en el mundo, sino también porque ese mundo se está haciendo más interconectado. El progreso económico en el mundo en desarrollo significa que los productos de los Estados Unidos se trasladan fácilmente a nuevos mercados, pero también significa que un brote de enfermedad en cualquier parte del mundo puede llegar a nuestras costas con la misma facilidad. 

El grupo también instó al Congreso a proteger el financiamiento de otros programas de desarrollo, salud global y humanitarios enfocados en la pobreza.  

En lugar de recortes, Estados Unidos debería mantener el liderazgo global que ha desempeñado un papel fundamental en el progreso real que se está logrando. Más personas han salido de la pobreza extrema en las últimas dos décadas, que en cualquier otro momento de la historia de la humanidad. A pesar de estos enormes avances, el cambio climático y la violencia continúan desplazando a millones de sus hogares. Como lo deja claro el hito del séptimo aniversario de la guerra en Siria de esta semana, ahora no es el momento de dar un paso atrás.  

Muchas de las causas principales de la migración también se abordan en estos programas, que permiten a las personas llevar vidas dignas y, en última instancia, permanecer en sus hogares. Estas herramientas críticas expresan de manera concreta los valores morales fundamentales de nuestro país y cuentan con un apoyo bipartidista de larga data en el Congreso. El Congreso debe continuar este apoyo rechazando los drásticos recortes.  

###  

NOTA: Portavoces de alto nivel y expertos sobre el terreno de las ONG que aparecen abajo están disponibles para hacer comentarios. Utilice la información de contacto a continuación:   

¿Buscas recursos para formación en la fe?

Utiliza nuestros materiales de Cuaresma gratuitos para parroquias y familias.