Entradas

Se declara hambruna en partes de Somalia, Catholic Relief Services envía ayuda

PARA DIVULGACIÓN INMEDIATA

BALTIMORE, MD, July 25, 2011— Un equipo de Catholic Relief Services está en el pueblo de Dadaab en el este de Kenia, visitando un campamento de refugiados que recibe 1,300 personas diariamente provenientes de Somalia, quienes huyen de la peor sequía en 60 años.

La Organización de Naciones Unidas declaró que hay hambruna en partes de Somalia, la primera declaración de este tipo en 20 años, lo que significa que se determinó que muchas personas están muriendo por falta de alimentos. Además, la inseguridad en la región limita la ayuda humanitaria.

Trabajando con la iglesia y el Obispo de la región, CRS ha logrado enviar ayuda a algunas de las áreas más necesitadas de Somalia. Para las familias que no tienen acceso a ayuda en Somalia, sobrevivir significa caminar por el desierto hasta campamentos como el de Dadaab, en una región de Kenia que también ha estado afectada por la sequía.

CRS ha estado active en Kenia por décadas con múltiples programas enfocados en agricultura y agua, y ha ayudado a mitigar el efecto de la sequía. Pero la severidad de la sequía, además de los altos costos de los alimentos, ha afectado a millones de personas en África Oriental.

“Las lluvias de otoño nunca se dieron”, explicó Brian Gleeson, quien lidera el equipo de África para CRS. “Y las lluvias de primavera de este año fueron erráticas y débiles. Como resultado, los agricultores han perdido sus cosechas y sus animales”.

Esta sequía, la peor desde 1950, se suma al aumento en el costo de los alimentos que hacen que más de 11 millones de personas en el este de África necesiten ayuda humanitaria. Muchos están en Somalia, aunque la mayoría están en Kenia y Etiopía, países en los que CRS ha trabajado durante décadas.

“El alza en el costo de los alimentos afecta particularmente áreas urbanas donde las personas tienen que comprar toda su comida”, dijo Gleeson. “Cuando no hay sequía los agricultores se benefician del alza en el precio porque ellos pueden vender sus cosechas por más dinero. Pero ahora mismo no tienen cosechas debido a la sequía. Así que ellos y sus familias están sufriendo”.

Gleeson señaló que la crisis empeorará antes de que mejore con las cosechas de octubre. Aún así, “muchas áreas recibieron muy pocas lluvias de primavera, así que la cosecha no será suficiente”, añadió. “Y si las lluvias de otoño no son fuertes, o no llegan, la crisis va a ser mucho, mucho peor”.

Cómo ayudar

Done por teléfono: Llame al 1-800-736-3467 de 8 a.m. a 11 p.m. tiempo este.

Done por correo:
Envíe su cheque o giro postal a:
Catholic Relief Services
Memo: East Africa Emergency Fund
P.O. Box 17090
Baltimore, MD 21203-7090

Done en línea: Emergencia: Vidas humanas están en peligro en África Oriental

 

# # #

 

Catholic Relief Services es la agencia oficial de la comunidad católica en los Estados Unidos para ayuda humanitaria internacional. Ofrecemos ayuda en más de 100 países, en base a la necesidad, sin importar la raza, la religión o la nacionalidad de las personas. Para más información visite www.crs.org o www.crsespanol.org.

Si quiere hacer un comentario o alguna pregunta a Catholic Relief Services acerca de esta nota, por favor escríbanos acomentarios@crs.org.