¡NO DEJES EL CHOCOLATE O CAFÉ!

¡NO DEJES EL CHOCOLATE O CAFÉ!

Cada año alrededor de este tiempo, se nos puede preguntar a qué estamos renunciando por la Cuaresma. Para muchos de nosotros, implica algún tipo de dulce o vicio alimenticio: dulces, chocolate, helado o café, por nombrar algunos. Este año, te invitamos a reconsiderar esa decisión. En esta Cuaresma, en lugar de renunciar a algo como el chocolate, piensa en hacer algo más para encontrarte con Dios y con tu prójimo. El Plato de Arroz de CRS es una oportunidad.

La Cuaresma es un período especial de 6 semanas donde Dios nos llama a hacer algo más, no algo menos. Estamos llamados a construir una cultura de encuentro. Jesús dejó eso claro por la forma en que vivió, el Papa Francisco lo aclara con su propio ejemplo diario. Ahora es tu turno.

La Cuaresma puede ser un momento de crecimiento y transformación si estamos listos para escuchar y contestar la llamada. A través de CRS Plato de Arroz, los católicos ponen su fe en acción. Durante más de 40 años, una simple caja de cartón ha inspirado oraciones, ayuno y ofrendas. Esa caja puede ser una inspiración y una celebración de la vida. CRS Plato de Arroz fomenta la reflexión en nuestras vidas. Este año, durante la Cuaresma, escucharemos historias de esperanza de Iraq, Nicaragua, Burkina Faso, Haití y Malawi. En lugar de renunciar a algo, a través del Plato de Arroz de CRS se nos dará un obsequio, una forma de interactuar y apreciar plenamente las vidas y experiencias de los más necesitados entre nosotros.

La Cuaresma es tu viaje personal. Puede ser un viaje de sacrificio y también uno de crecimiento espiritual y bendición. Haz algo más y lleva la Cuaresma a tu vida en cualquier momento con nuestra aplicación CRS Plato de Arroz. Y si crees que renunciar al chocolate y al café mejorará tu relación con tu familia o con Dios durante esta Cuaresma, hazlo por todos los medios. ¡Solo recuerda comprar chocolate y café éticamente producidos después de Pascua!

Liztnnar Gretta Rodriguez Challco, 16 años, muestra su Chocolate Candy terminado que ella fabrica. Ella es beneficiaria del proyecto de CRS “Prevención del tráfico para la explotación sexual comercial y la protección de niñas y adolescentes en las zonas andinas y amazónicas del Perú”. Recibió instrucción técnica para la fabricación de chocolate y recibió algunos fondos para comenzar una pequeña empresa del socio de CRS ENCUENTROS / Casa de la Juventud. El proyecto identifica a las jóvenes en riesgo de caer en el círculo de la explotación sexual y les brinda la oportunidad de mantenerlas alejadas de esta amenaza. Ella vive en el distrito de Urcos en la provincia de Quispicanchi.   Foto: Óscar Leiva

¿Buscas recursos para formación en la fe?

Utiliza nuestros materiales de Cuaresma gratuitos para parroquias y familias.